La corrupción urbanística: enfoques interesados y…suecos.

Aunque, con respeto al caso “Estepona”, algunos periódicos de la derecha se han apresurado a esparcir la sombra de la sospecha sobre la Junta de Andalucía, estoy de acuerdo con Enric Sopena, director del periodico digital “elplural.com”, cuando afirma:  “que resulta innegable que la iniciativa de promover acciones policiales y judiciales de amplio espectro -con el fin de combatir la corrupción municipal- es consecuencia directa de una decisión política adoptada en la Moncloa de Zapatero. En segundo lugar, cabe señalar que funciona el caiga quien caiga, como se ha demostrado en otros episodios y se ha vuelto a visualizar ahora en Estepona”.

Además, tampoco se puede olvidar que fue el gobierno de ZP quién intervino decididamente en Marbella. Pero esta es una acción de gobierno, mientras que si se analiza la actividad de los partidos políticos en estos asuntos, la cuestión deja mucho que desear en función de que la pelota caiga en un tejado o en otro.

 Enric también afirma que, por tanto, debe ser tenido en cuenta que el PSOE viene expulsando de forma fulminante a alcaldes, concejales y otros responsables socialistas cogidos in fraganti o casi. En cambio, el PP no acostumbra, ni mucho menos, a hacer lo mismo. La dirección popular tiende a mirar hacia otro lado (vamos… a hacerse los suecos) y a dejar a alcaldes u otros altos cargos del PP -imputados, acusados o implicados- en sus poltronas.

Como dice Miguel Angel Vázquez dirigente del PSOE Andaluz: “Nadie está exento de encontrarse de improviso con algún indeseable en su familia o en su círculo de confianza. Es un mal trago que hay que digerir pronto y resolver con diligencia. Cuando uno descubre una manzana podrida en un canasto, lo que tiene que hacer es retirarla con urgencia. Esa putrefacción no puede ni debe afectar ni perjudicar al conjunto de la colecta.

Y es que muchos debieran de practicar con este ejemplo, cogiendo el “toro por los cuernos”, diciendo lo que hay que decir, sin rodeos, y sacando rápidamente la manzana podrida del cesto…, porque ni en la derecha, ni en la izquierda  han de tener ni amparo ni cabida los corruptos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: